Menu

Colombianos creen en el poder de Dios

Luego de la victoria electoral de Iván Duque, nuevo presidente de Colombia, los cristianos están experimentando un avivamiento en la nación, los creyentes confían en que Dios hará cosas grandes a través de la política y resurgirán nuevos liderazgos.

Existen algunos puntos de importancia para el pueblo de Dios con el triunfo de Iván Duque, uno de ellos corresponde a una de las promesas que refiere el compromiso pro vida y de familia, es decir mantener la base familiar tal y como lo estipulan las Escrituras.

Recientemente Duque lanzó su libro “El futuro está en el centro“, en el que presenta su visión política en forma de entrevista, y expresa sus puntos de vista en materia de familia, vida y religión.

En el libro Duque no evita temas controversiales como su posición sobre el aborto, la eutanasia, la agenda homosexual y el papel de la religión en la vida pública. Allí hace referencia en la importancia de las familias como lo constituye la Palabra de Dios y está dispuesto a ofrecer apoyo a la mujer y promover la continuación del embarazo como la primera opción.

Cabe destacar que posterior a las elecciones, se hizo viral un vídeo en redes sociales en el que se mostraba al presidente Iván Duque recibir a Cristo en su corazón y entregar la nación a Dios. ”Como abogado entiendo que todas las leyes que rigen a Colombia provienen de tu Palabra, Gracias Señor”, fue una de las palabras que utilizó el presidente luego de hacer la oración de fe.

Voto evangélico

Iván Duque, se convertirá el próximo siete de agosto en el mandatario número 60 de Colombia, y estadísticamente en su victoria influyo el voto de cristianos evangélicos.

En Colombia existen tres partidos cristianos, “Somos” presidido por la senadora y ex fiscal de la nación Viviane Morales, “Colombia Justas Libres” que tiene al frente al pastor Jhon Milton Rodríguez y el “Movimiento Independiente de Renovación Absoluta” (MIRA) que es considerado el brazo político de la Iglesia de Dios Ministerial de Jesucristo Internacional, dirigido por el pastor Carlos Alberto Baena López.

Los tres le dieron el apoyo al actual presidente, quien se reunió en varias oportunidades con distintos pastores. Según algunos reportes, Iván Duque llega a la presidencia muy comprometido con la Iglesia Evangélica de Colombia.

Según la encuesta Barómetro de las Américas, la población de esta nación suramericana es de aproximadamente 49.817.488 habitantes y el sector protestante evangélico asciende a los 15 millones 906 mil personas.

A propósito de esta cifra, analistas políticos aseguran que si el cuerpo de Cristo en Colombia logra unirse políticamente, puede decidir unas elecciones (como ocurrió en el caso de Duque) y más adelante, podría presentar su propio proyecto político, como estuvo a punto de hacerlo con la ex fiscal Viviane Morales, que luego desertó a la posibilidad de ser candidata presidencial con el Partido Somos.

Estos partidos cristianos además de tener diputados en el Senado de la República y en la Cámara de Representantes, su fuerza creciente puede llegar a sumar varias alcaldías en las principales ciudades del país y en pequeños municipios.

Relaciones de Reino

Por otra parte, Duque había anunciado la posibilidad de inaugurar la embajada en Jerusalén. Si lo hiciera, se uniría a los países que decidieron trasladar su legación a la Ciudad Santa, como Estados Unidos, Paraguay y Guatemala. En un acto de campaña el ahora presidente de Colombia expresó que le gustaría mantener las mejores relaciones posibles con el Estado de Israel. “Colombia no puede atizar el odio en el Medio Oriente. Debemos contribuir a la solución anhelada de tener los dos estados. Todo lo que pueda hacer en esa dirección lo haré por reconocimiento por los dos pueblos”, precisó.

Por Andreina Fersaca

¿Qué piensas de esta nota?


Publicidad

error: ¿Preguntas info@altar7.com?