Menu

Dios nos regala un día más para sonreír

La sonrisa es una de las evidencias más grandes de que la persona tiene fortaleza interior. Una sonrisa significa que usted tiene control de su vida, que es feliz!, además refleja que tiene una actitud positiva ante la vida y que por sobre todo tiene fe en Dios.

Dicen los científicos que se requieren veintiséis músculos del rostro para fruncir el ceño y únicamente cinco para sonreír. Sin embargo cuanto le cuesta a la gente brindar una sonrisa al cliente; que frustrante la clase donde la maestra no sonríe al enseñar; que triste cuando la esposa o la madre no recibe a los suyos en el hogar con una sonrisa al final del día. Si requiere tan poco esfuerzo muscular el sonreír ¿Por qué hay tan pocos que sonríen? Porque la sonrisa no es acción de los músculos es algo que brota del alma y nos regala Dios. La palabra del Señor dice “Pondrá de nuevo risas en tu boca, y gritos de alegría en tus labios”. Job 8:21

Los problemas y las preocupaciones es la primera razón por la que dejamos de sonreír, por esa razón debemos poner nuestra confianza en Dios en todas las cosas.

Permanece alegre ante las circunstancias que vives. No mires lo que no tienes, al contrario, aprovecha lo que tienes y a las personas que tienes a tu alrededor, en lugar de criticar y estar triste por lo que no tienes. Sé feliz de ser quien eres. Dios nos hizo a su imagen y semejanza, te formó en el vientre de tu madre. El conoce tus pensamientos (Salmos 134).

Haz las cosas con alegría, verás que te salen mejor, dice la palabra en 2 Corintios 9:7 “Cada una de las características en su corazón: no con tristeza, ni por necesidad, porque Dios ama al dador alegre”. ¿Qué será mejor, vivir con alegría o con tristeza? Dice Eclesiástico 30,21-25: “No te abandones a la tristeza, ni te atormentes con tus pensamientos. La alegría de corazón es vida para el hombre, y la felicidad le alarga los días. Distrae tu alma y consuela tu corazón, aparta de ti la tristeza; pues la tristeza ha perdido a muchos, de ella no se saca ningún provecho”. Muchos beneficios tiene vivir alegres; uno de ellos es éste: la alegría es vida para el hombre y alarga los días.

Por Andreina Fersaca

¿Qué piensas de este articulo?


Publicidad

error: ¿Preguntas info@altar7.com?