Menu

Columna 10 del rollo apócrifo del Génesis: Así fue la expiación de Noé

Cada 30 segundos, las luces iluminan de forma especial el pergamino. Escrito en arameo hace más de 2000 años, está mantenido en Jerusalén con sofisticada tecnología israelí. En un ejemplo de la mezcla entre el país del Libro y el Startup Nation, el manuscrito descansa como si fuera -lo es- una preciada joya. El iluminado y el vidrio inteligente protegen la tinta contra amenazas como el paso del tiempo y la descomposición. Estamos ante el apócrifo del Génesis. La única copia de este histórico testimonio en el mundo. La Columna 10 de este manuscrito rompe algunas concepciones sobre la historia de Noé como, por ejemplo, el sacrificio tras el diluvio universal.

«Es la primera vez que mostramos al público el fragmento de este documento. Es el pergamino que estaba en peor estado de todos y, como ves, es realmente muy difícil descifrar sus letras», cuenta a Crónica el comisario de la muestra y director del llamado Santuario del Libro, Adolfo Roitman. Diseñado bajo la inspiración de los Templos judíos de la antigüedad, este espacio del Museo de Israel incluye el manuscrito menos expuesto de los primeros siete hallados en el Mar Muerto hace 70 años.

Traducción literal del pergamino expuesto por vez primera en Jerusalén. Escrito hace más de 2.000 años en arameo, pertenece a los Rollos del Mar Muerto. En el capítulo 8 del Génesis, el orden de los acontecimientos es claro: Termina el diluvio, el arca se posa en uno de los montes de Ararat y Dios ordena salir a Noé. Lo primero que hace es construir un altar y realizar el sacrificio de agradecimiento, cumpliendo una práctica conocida en oriente, porque salva a su familia y a él del monumental diluvio.

«Lo que nosotros tenemos recoge del capítulo 5 al 15 de Génesis e incluye, entre otras, la historia de Noé. Presenta una versión alternativa a la que ofrece la bíblica ya que indica que el sacrificio se lleva cabo en el arca antes de salir y además no como agradecimiento sino como expiación», explica el prestigioso profesor israelí-argentino. Como hoy, en esa época el mundo estaba lleno de pecados. Noé era considerado un santo puro por lo que no podía salir al mundo con tantas impurezas. «Como en el arca está protegido, allí lleva cabo el sacrificio de expiación antes de salir al mundo en lo que es un nuevo comienzo», añade Roitman ante el pergamino.

Otras novedades son el uso del término «fuego eterno» y la reconstrucción de los detalles de los sacrificios. Todo unido sugiere que Noé actuase como sacerdote. Crónica tiene acceso a la grabación de los beduinos que en 1947 encontraron los pergaminos en las cuevas de Qumrán antes de venderlos en Belén. Con el arcaico documento enfrente y protegido por la especial luz, da escalofríos escuchar la conversación de entonces sin saber aún que eran los Rollos del Mar Muerto.

Después de 70 años, 18 líneas es lo máximo descifrado de la Columna 10 hallada en la Cueva Qumrán I. Lo reproducimos con una traducción libre del arameo tal y como lo entendió y reflejó en inglés el profesor Daniel A. Machiela.

Grande… Entonces (Yo) bendije al Señor de todos, quién de mi… me mantuvo a salvo… ( )
A Noé… palabras, todo de ( ) en… ( )…

en la noche… ( )… Entonces (Yo) fui ( )

Ahora (tú) saldrás… Y alabarás y glorificarás… al Creador… ( )

…hasta… oír a…( ) todos ustedes a su Señor, y…

Al Rey de todas las eras por los siglos de los siglos.

Y entonces estaba sobre la tierra… y él tomó…

encontró, en el agua… ( ) Y el Arca se posó sobre uno de los montes de Ararat y el fuego eterno…

…Entonces Yo expié por toda la tierra en su totalidad. Para empezar, el carnero fue

puesto sobre ( ) primero y después… ( )… y Yo quemé toda la grasa sobre el fuego. En segundo lugar… ( )

Entonces toda su sangre fue arrojada a la base del altar y (Yo) derramé, y toda su carne fue quemada sobre el altar. En tercer lugar, yo ofrecí jóvenes tórtolas

sobre el altar; su sangre y todos (del resto) ellos fue vertida sobre ellos. Di harina de trigo fina mezclada con aceite que contenía incienso como ofrenda.

…una parte de ( )… Yo dije una bendición y puse sal sobre todos ellos y el aroma de mi ofrenda ascendió a los cielos. Entonces, el Altísimo bendijo… ( )

 

Fuente: Unidos por Israel

¿Qué piensas de este articulo?


Publicidad

error: ¿Preguntas info@altar7.com?